Canal de Suez

El Canal de Suez

Con una longitud de 163 km entre Puerto Said (en el mar Mediterráneo) y Suez (en el Mar Rojo), ambas ciudades en la Península del Sinaí, el Canal de Suez es una de las vías marítimas más transitadas del mundo, permitiendo acortar los viajes de las embarcaciones en varias semanas en el tránsito entre Asia y Europa.

suez_16

Desde la Segunda Guerra Mundial el canal ha sido cerrado dos veces a causa de la guerra entre Egipto e Israel. Siendo en tiempos de paz, una de las vías marítimas más transitadas del mundo.

En su trayecto de poco más de 160 km (100 millas), el Canal de Suez atraviesa un desierto de arena y pasa por varios cuerpos naturales de agua, incluyendo el Lago Timsah y los Lagos Amargos.

Canal de Suez

El canal no posee ninguna esclusa que no hay diferencia en los niveles de los mares Mediterráneo y Rojo, a diferencia de lo que sucede entre los Océanos Atlántico y Pacífico en el Canal de Panamá. A lo largo de la mayor parte del Canal sólo se admite el tráfico de una vía debido a su anchura. Siendo en lagos Amargos y Ballah donde se permite la navegación en direcciones opuestas y el cruce.

Mantenimiento

El Canal fue ensanchado y profundizado en los últimos años, el Canal de Suez está preparado para albergar a todo tipo de buques, incluso a los más grandes superpetroleros transportadores de crudo. Se requiere de un dragado constante para mantenerlo.

Canal Suez 3

El Canal de Suez es operado por el gobierno egipcio a través de la Autoridad del Canal de Suez, con sede en Ismailía. Existen más de una docena de estaciones de control a lo largo de la costa ayudando a regular el tráfico.

En las entradas al Canal de Suez, en las ciudades de Puerto Said y Suez pilotos especiales capacitados, se hacen cargo conduciendo los barcos que ingresan al Canal. El tiempo promedio de tránsito es de aproximadamente 15 horas.

¿De dónde surge la idea de su construcción?

Pero esto no fue una idea original de los Europeos, ya por el año 1300 aC los egipcios construyeron un canal de navegación que conectaba el Mar Rojo con el río Nilo, e indirectamente con el mar Mediterráneo. Fue utilizado de vez en cuando durante más de 2.000 años antes de ser definitivamente abandonado en el siglo 700 dC. Después de 1500 años, los europeos revivieron la idea de un canal egipcio como un medio para eliminar el largo viaje alrededor de África. Sin embargo, esta idea tuvo que esperar hasta el siglo XIX cuando se realizaron encuestas al respecto.

Durante la década de 1830, un diplomático francés, de nombre Ferdinand de Lesseps, mientras servía en Egipto comenzó a interesarse en la idea de construir un canal a nivel del mar en todo el istmo. En 1854 obtuvo una concesión exclusiva para realizar el proyecto otorgada por el pachá (gobernador) de Egipto de aquel entonces.

La concesión establecía que el canal estaría abierto a los buques de todas las naciones y que sería entregado al gobierno de Egipto 99 años después de su finalización. Lesseps organizó la Compañía del Canal de Suez y recaudó dinero mediante la venta de acciones. Más de la mitad de las acciones fueron compradas por inversores privados en Francia y el resto por el pachá.

La construcción del canal se inició en el año 1859. Tardó 10 años en completarse, con un coste de unos 100 millones de dólares. En un principio, la mayoría del trabajo se realizó a mano por miles de trabajadores, pero más tarde las grandes dragas y maquinarias fueron utilizadas.

Canal Suez 2

Inauguración

En noviembre de 1869, el Canal de Suez fue abierto al tráfico. Medía 8 m de profundidad y tenía una anchura mínima de 22 m. El primero de muchos programas para ampliar, profundizar y mejorar el canal se inició en 1876.

Control del Canal

Poco después de su inauguración, el Canal de Suez ya demostraba su gran valor económico y estratégico. Gran Bretaña, que en un principio se opuso a la idea de realizar el canal por diversas razones, rápidamente se interesó en él, siendo el mismo vínculo vital con la India y, en 1875, adquirió las acciones que Egipto tenía en la Compañía del Canal, convirtiéndose así en el mayor accionista individual. Durante la década siguiente, el Imperio Británico se hacía con el control político y militar de Egipto.

El Canal de Suez, obtuvo estatus internacional al ser reconocido en 1888 por la Convención de Constantinopla, un acuerdo firmado por las grandes potencias europeas y el Imperio Otomano. El convenio garantizaba el paso libre a los buques de todas las naciones tanto en tiempos de paz como de guerra, prohibiéndose todo acto de hostilidad en las aguas del canal.

Aunque Egipto obtuvo su independencia política en 1922, las tropas británicas permanecieron en el país hasta la década de 1930. En 1936, Gran Bretaña, bajo la creciente presión de los nacionalistas egipcios, accedió a retirarse pero se reservaba el derecho a ejercer el control de la zona del canal por tiempo indefinido.

Después de la Segunda Guerra Mundial, con la creación del Estado de Israel, el ascenso de Gamal Abdel Nasser en Egipto, y las guerras árabe-israelíes, el Canal de Suez era con frecuencia un foco de tensión en el Oriente Medio.

En julio de 1956, un mes después de que las últimas tropas británicas se retiraran definitivamente de la zona, Nasser nacionalizó el canal, haciéndose cargo de la propiedad de la Compañía del Canal de Suez, 12 años antes de que la concesión original expirara.

Prof. Marcelo A. Cespedes

Canal de Suez Satelital

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s